Tradicional cena solidaria

El pasado jueves 16 de diciembre, la delegación de ARCORES España en Guadalajara celebró la ya tradicional cena solidaria, con la participación de más de 180 personas. Después de dos años en los que no había sido posible celebrarla de manera presencial, se retomó con fuerza como preparación para la Navidad.

 

Estaban invitadas, especialmente, todas las familias de los dos colegios de Agustinos Recoletos en la ciudad: el colegio Sagrado Corazón y el Seminario Menor. Los grupos JAR (Jóvenes Agustinos Recoletos) colaboraron en la organización y desarrollo de la gala.

 

Compromiso y solidaridad

El principal objetivo de esta cena es motivar a todas las familias de los colegios en la necesidad del compromiso y la solidaridad. La celebración comenzó a las 8 de la tarde en la capilla del Seminario Menor Agustiniano con una pequeña oración. Rafael Nieto OAR, delegado de ARCORES en Guadalajara, recordó el trabajo de la Red de Solidaridad en todos los países donde la Familia Agustina Recoleta está presente.

 

Cena Solidaria Guadalajara Navidad«Todos los que estamos aquí debemos sentirnos obligados a compartir un poco de lo que tenemos, porque en algún momento de nuestra vida seremos nosotros los que necesitemos ayuda», explicó Nieto. «Hoy hay muchos tipos de pobreza: la material, la emocional o la espiritual, entre otras. La cena solidaria es una excusa para vernos de nuevo, disfrutar de la compañía de unos y otros y dar un poco de nuestro dinero, pero, sobre todo, para comprometernos», recalcó el delegado de ARCORES en Guadalajara.

 

El dinero recaudado se destinará a apoyar el comedor social Santiago Masarnau, en el madrileño barrio de Batán, en el que ARCORES colabora con la Sociedad San Vicente Paúl.

 

Aquí puedes ver un resumen de la cena solidaria: